Blog de LunaNimac

SINDROME DE ESTOCOLMO

No puedo afirmar que se trate de un secuestro pero de serlo seguramente me encuentro experimentando el síndrome de Estocolmo ya que extrañaría muchísimo a mis captores si me alejara de ellos. En realidad jamás realizaron ninguna violencia física hacia mi persona, bastaron las palabras... ejercen en mi un efecto hipnótico, con ellas puedo sufrir, alegrarme, temer y un sin fin de sensaciones inimaginables, me transportan a un mundo muy diferente al que debe ser mi realidad. La puerta está abierta, sin llave, pero ni se me ocurre salir. Ya hace varios días que no paseo por el parque ni veo a mis amigos, no creo que a ellos les llame la atención, conocen mi naturaleza algo ermitaña por lo que estimo que no me buscarán, tampoco quiero que lo hagan o que me rescaten. Mis raptores son inteligentes, van rotando.... cuando creo que ya he superado su influencia por conocer sus secretos aparece uno nuevo que me subyuga... mi prisión es de papel y letras, prisionera de los libros me aferro a ellos sin intención de escapar. El sindrome de Estocolmo es real, me enamoran....

 (27/8/2017)


Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: