Blog de LunaNimac

EL REINADO DEL AÑO NUEVO

Ascendió al reinado
joven e inexperto
reemplazando al otro
que murió de viejo.

Crearon una fiesta
con brindis en su honor,
comida y pirotecnia
tampoco se escatimó.

Todos festejaban
dándole la bienvenida
y así evidenciaban
su gran expectativa.

El rey creyó sencillo
hacer pasar a los días
resultó más complicado
que lo que el ingenuo suponia.

Convocó a sus ministros
pidiendoles consejo:
“Voluntad” y “Decisión”
se mezclaron con el pueblo
mientras “Libre Albedrio”
quedó quieto en su puesto.

Cada vez que se contemplaba
en espejos de almanaques
se notaba avejentado,
más pelado y delgado.

Quiso pedir vacaciones
pero le fue denegado,
el treinta y uno de diciembre
terminaría su reinado.

Pasada la Navidad
se aguardaba su deceso,
el año viejo moría,
otro vendría a su puesto

Y la historia se repite,
y se cambian almanaques,
se reinician los festejos,
la ilusión se comparte.


Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: